viernes, 30 de septiembre de 2011

lunes, 26 de septiembre de 2011



Mi último poema se ha ahogado literalmente en la asesina lavadora, que ya me ha arrebatado más de una decena de poemas, el mundo y yo nos quedamos por tanto sin estas nuevas líneas, se deshace por completo, no encuentro un sentido inteligible, y me jode ardientemente.

domingo, 25 de septiembre de 2011

sábado, 24 de septiembre de 2011

Besando al aire, me voy,
sigo queriendo follar con alguien,
me voy lascivo para casa y el camino es un infierno,
fusilo a todas las animas que me encuentro,
si tienen pechos y labios es más que suficiente.
Empieza a hacerse de día, mi bestia retrocede,
la cordura empieza a rechinar como una posesa y,
¿ acaso es el miedo?, o ¿es que quiere gloria?.
A veces la sordera es imposible y aun así
nos embrutecemos juntos y desfigurados,
el abismo nos entretiene y eso parece
hacer que al final optemos por el orgasmo.
La claridad siempre llega, aun que
la mitad de las veces cuando llega
"la moraleja que lo cambia todo"
tu estas dormido, como un idiota.

Poema Génesis de Javier Gato

lunes, 19 de septiembre de 2011

Re-expirar


Es peor la primavera que el invierno,
donde va a parar.
Que puedo hacer si soy el único
que siente que no hace lo que quiere,
y si tanto pienso en volar
es por que siempre estamos en el suelo.
No se puede evitar,
en realidad con el deseo, con la sinceridad
solo poseemos lo que todavía nos falta,
no hay otra forma de tener, que añorar.
Igualmente no somos de lo que estamos hechos,
Si no que somos de una materia
que solo existe al expirar.



lunes, 12 de septiembre de 2011

Scott Marr

Scott Marr es un Australiano que trabaja quemando madera y pintando con pigmentos naturales hechos por él mismo.

domingo, 11 de septiembre de 2011

Cuando ves a la gente llorar por una nación que odia,
diez años después de lo ocurrido, te das cuenta de que fuera
como fuera, el horror siempre es el mismo.

viernes, 2 de septiembre de 2011

Tabaco


Cajita de muerte,
que dosifica su efecto en 20 suspiros,
que besa como el polvo, calienta el aire
y refresca en una parte inexistente, el vicio.

Un intruso en el circuito vital
que pasea sin el debido respeto,
que mancha todo lo que toca por igual,
su olor, malditas botas de alquitrán.

Costumbre tonta e inevitable,
uno tras otro, compartiendo secretos
de ansiedad, olvidando la causa
sin leer la letra pequeña del contrato.

Sabes exactamente donde, pero no cuando mata,
y por eso empujas el humo como si hinchases un globo,
oxigeno a cambio de nicotina es un trato infame.

Llegará el momento en el que no puedas recitar
Y cada día que pase será mas grave,
la herida innatural.